El observatorio Arecibo vuelve a la carga

El observatorio Arecibo vuelve a la cargaTras 6 meses de inactividad, el radiotelescopio de Arecibo, aquel que hizo popular la novela de Carl Sagan Contact (1985), ha vuelto a la carga. Y lo ha hecho para observar al asteroide 3200 Phaeton como parte de un proyecto para estudiar los efectos de la luz solar en las trayectorias de algunos asteroides y cometas.

El observatorio de Arecibo se construyó en 1963 con fondos del Departamento de Defensa estadounidense, aprovechando su cercanía al ecuador y que el espacio geográfico donde se levantó, rodeado de montañas, para proteger su plato reflector de los huracanes. Ahora, a sus 44 años, este aparato sigue siendo el radiotelescopio más potente del mundo, y sus creadores le pronostican al menos 30 ó 40 años más de vida activa. Aunque todo dependerá, aseguran, de si sigue contando con la financiación necesaria para su mantenimiento.


Arecibo Observatory (http://www.naic.edu/)

Continúa leyendo

COMENTARIOS

También te puede interesar