Llega el nuevo ratón todoterreno de Microsoft

minimouseAunque Bill Gates se ha hecho rico con los programas (el soft), se suele olvidar que su empresa lleva más de 25 años fabricando también hard. No produce ordenadores, pero sí todo tipo de aparatos periféricos, a cuya concepción se dedica una división entera de la compañía, que incluye un departamento de investigación aplicada con 12 científicos de primera fila. De allí salen teclados (el Natural Keyboard es un clásico de la ergonomía), webcams, reproductores de música digital (Zune), o la popular consola de videojuegos Xbox. La guinda de los productos de hardware son los ratones de ordenador, productos para los que ahora Microsoft presenta su última innovación: la tecnología Blue Track, que permite al usuario utilizar el mouse sobre superficies que, por ser muy irregulares, antes disminuían mucho su eficacia. Hablamos, por ejemplo, de alfombras y moquetas, o de sofás con cualquier tipo de funda. También funciona sobre superficies de granito y mármol, materiales que por su especial morfología hasta ahora se les resistían a los ratones.

pruebas-minimouseLa innovación se ha conseguido mediante una tecnología óptica especular que utiliza un diodo LED dotado de una luz azul de gran amplitud (cuatro veces mayor que un láser de ratón) y muy uniforme en su iluminación. Así, analiza con mucha precisión la forma microscópica de las superficies sobre las que se halla, de manera que los movimientos del ratón nunca caen en una "zona oscura", como pasa en ocasiones cuando se ha de iluminar el minúsculo hueco entre dos pelos de alfombra. MUY ha podido probar el ratón tanto en moqueta, en un sofá de piel e incluso sobre una tela bordada, sin que en ningún momento el puntero le perdiera la pista al movimiento de nuestra mano. Otro problema habitual, como es la presencia de polvo y suciedad, se supera gracias a su sensor de imagen y a su sistema de geometría de píxeles.

Con ratones capaces de trabajar sobre tan complicados terrenos, Microsoft busca satisfacer al creciente número de clientes que demandan aparatos dotados para la movilidad. Son los que quieren utilizar su ordenador portátil en cualquier momento: sentados en el suelo de su casa, mientras están en el banco de un parque, o cuando desayunan en la cocina. Para ellos, la tecnología Blue Track se ha implantado en tres nuevos modelos de ratón inalámbrico: el Explorer Mouse (79,90 Euros), el Explorer Mini Mouse (59,90 Euros) y el SideWinder X8, orientado para los más jugones. Todos vienen acompañados de un transceptor inalámbrico USB que comunica el ratón con el ordenador.

Con la nueva luz azul, el ratón se hace todavía más todoterreno aunque aún puede "tropezar". A esta nueva tecnología de Microsoft todavía le quedan dos superficies que se le resisten: el vidrio y los espejos, ambos con una estructura microscópica demasiado plana para ser topografiada con plena corrección por el LED presentado. Y es que las fronteras de la innovación no se alcanzan nunca del todo.

José Ángel Martos

Continúa leyendo

COMENTARIOS

También te puede interesar