El misterioso efecto QWERTY invade la Red

Un estudio desvela que las palabras escritas con más letras de la parte derecha del teclado son mejor acogidas por los internautas, y peor si abundan las de la izquierda.

También te puede interesar: Manejar el ordenador con la mente y otros grandes avances que vienen

¿Habías oído hablar del “efecto QWERTY?” Pues parece ser que la distribución de las letras en los teclados convencionales –se denominan "QWERTY" por las primeras seis teclas de la fila superior– influyen en la valoración emocional de lo que leemos de una manera sorprendente: las palabras que contienen muchas letras pulsadas con la mano derecha suscitan valoraciones más positivas que los vocablos donde predominan las letras de la mitad izquierda del teclado. En teoría, preferiremos “pollo” a “fresa”. Raro, pero de algún modo ocurre, como se ha comprobado mediante diversos experimentos con hablantes de holandés, inglés y español.

Ahora, David García, de la Escuela Politécnica Federal de Zúrich (Suiza), y Markus Strohmaier, del Instituto Leibniz para las Ciencias Sociales (Alemania), han acometido la primera investigación seria de este extraño efecto en internet, ahora que cada vez más la comunicación humana –tanto en nuestra condición de emisores como receptores– se basa en las pulsaciones de nuestros dedos.

García y Strohmaier no se lo han tomado a la ligera: han analizado la valoración de los internautas de millones de nombres de productos y títulos de películas, libros y vídeos en once páginas webs, incluidas Amazon, la base de datos cinematográfica IMDB, la recopilación de críticas Rotten Tomatoes, YouTube y páginas pornos con mucho tráfico como RedTube y Pornhub.

El cruce masivo de datos les hace concluir que el efecto QWERTY se manifiesta, efectivamente, en las reseñas de los usuarios, tanto en las estrellas que conceden como en la propia redacción de los comentarios. “Nuestro estudio puede ser interpretado como un ejemplo de lateralización, no solo en el sentido metafórico sino también como fenómeno psicológico”, resumen los autores del trabajo.

Una posible explicación al efecto QWERTY es que las letras que pulsamos con la mano derecha son más fáciles de escribir, pero sigue siendo un misterio, ya que la disposición no responde a ninguna razón emocional o psicológica: se colocaron así arbitrariamente en 1868, para separar lo más posible las teclas más usadas en las primeras y rudimentarias máquinas de escribir y evitar así los atascos.

Etiquetas: informáticainternetpsicologíawebs

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar