4 potenciadores sexuales masculinos naturales

La Viagra ha demostrado ser eficaz para mantener una erección duradera pero no todos pueden tomarla. Veamos otros afrodisíacos.

El origen del término “afrodisíaco” deriva de la mitología griega y hace referencia a Afrodita, la diosa del amor. Desde el principio de los tiempos, los hombres han buscado productos afrodisíacos para estimular su pasión. A pesar de que la Viagra (citrato de sildenafil) ha demostrado ser un afrodisíaco extremadamente eficaz, necesita receta y no es apropiado todos los hombres, por ejemplo, se considera desaconsejable para aquellos con riesgo cardiovascular subyacente.



Ninguno de los siguientes suplementos requiere de receta médica pero
es recomendable hablar con un experto antes de tomar cualquiera de estos productos para mejorar el deseo y el rendimiento sexual.

 

 

DHEA



La forma natural de DHEA (
dehidroepiandrosterona) se considera una hormona endógena, fabricada en el cuerpo humano y secretada por la glándula suprarrenal. Los suplementos de DHEA están disponibles en cápsulas, tabletas, chicles, gotas sublinguales y cremas tópicas. Los niveles de este precursor de hormonas sexuales masculinas y femeninas disminuyen a medida que envejecemos (a partir de los 30 años), de ahí la efectividad del suplemento. No se han realizado estudios sobre los efectos a largo plazo de DHEA pero puede aumentar el riesgo de cáncer de próstata, mama, ovario y otros cánceres sensibles a las hormonas. Según la Natural Medicines Comprehensive Database (NMCD) existe "insuficiente evidencia" para afirmar que sea efectivo contra la disfunción sexual.

 

 

 

 

 

 

Yohimbina o Yumbina


El árbol yohimbe (
Pausinystalia johimbe) es conocido como “el árbol del amor. Se trata de un árbol perenne de África occidental cuya corteza contiene un químico llamado yohimbina. Actualmente se utiliza como un remedio para la disfunción sexual, incluida la disfunción eréctil. Como suplemento dietético, la corteza seca es transformada en té y administrada por vía oral. Sus efectos secundarios son: hipertensión, ansiedad, o episodios maníacos.

 

Un estudio publicado en la revista US National Library of Medicine National Institutes of Health evaluó el efecto de la yohimbina (hasta 30 mg / día) en la erección, el deseo sexual, la excitación y la respuesta eyaculatoria. Los resultados no encontraron efecto alguno de la yohimbina en la mayoría de los aspectos de la respuesta sexual en hombres sexualmente funcionales. Sin embargo, en cuanto a la disfunción eréctil masculina, 3 de los 11 hombres obtuvieron fuertes efectos positivos. La frecuencia de las actividades sexuales aumentó y la auto-evaluación de la respuesta genital.

 

 

Epimedium



Lo llaman la
“viagra natural china”. Ciertamente este potenciador procede de la medicina tradicional china. Es considerado el más poderoso de los tónicos sexuales vegetarianos. Aunque sorprendentemente poco se sabe de él en occidente, esta hierba estimula el sistema nervioso, especialmente los nervios de los genitales. Se utiliza principalmente para despertar el deseo sexual, pero algunos hombres toman epimedium para solucionar problemas de rendimiento sexual, incluyendo la eyaculación involuntaria o la disfunción eréctil. Además, disminuye la presión arterial alta y mejora el sistema inmune.

 

 

El departamento de salud de la Universidad de Michigan informa que las hojas de epimedium se han utilizado durante mucho tiempo en la medicina tradicional asiática para personas con dificultades sexuales y en al menos un estudio se ha demostrado que aumenta la libido.

 

 

 

Catuaba y Muira puama



Son dos árboles característicos de Brasil conocidos por las propiedades medicinales de su corteza. La corteza es ampliamente consumida por los nativos de la cuenca del norte del Amazonas. Durante siglos se ha empleado tanto para aumentar la libido como para mejorar la potencia sexual. De hecho, su cosecha y venta se han convertido en un gran negocio en todo Brasil.
Las investigaciones, exiguas pero existentes, han apoyado su uso como potenciador sexual. Donde el 51% de los participantes del estudio con problemas eréctiles informaron de una mejoría, y el 62% experimentó un aumento de la libido. No se ha observado ningún efecto tóxico o reacciones adversas graves ni cambios hematológicos o bioquímicos en voluntarios humanos sanos de ambos sexos.

 

Un estudio publicado por US National Library of MedicineNational Institutes of Health expone que en un experimento con 202 mujeres sanas para tratar la disfunción sexual, la eficacia de estas hierbas provocó unas puntuaciones totales medias significativamente más altas en cuanto a la mejora de la libido, la frecuencia del deseo sexual, las relaciones sexuales y las fantasías sexuales, así como en la satisfacción con la vida sexual, la intensidad de los deseos sexuales, la excitación de las fantasías, la capacidad de alcanzar el orgasmo y la intensidad del orgasmo.

 

 

 

Etiquetas: sexosexualidad

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar