Un millón de euros para luchar contra el VIH

Cuatro entidades españolas financian un proyecto de terapia génica para curar a infectados por el virus de la inmunodeficiencia humana.

También te puede interesar: El USB que te dice si tienes VIH en menos de 30 minutos

Uno de cada cien europeos tiene la suerte de presentar la mutación CCR5-Delta 32, una alteración de algunas células de la sangre que les confiere una resistencia natural al virus de la inmunodeficiencia humana (VIH), un microorganismo que ataca y debilita al sistema inmune y da paso al Síndrome de la Inmunodeficiencia Adquirida o sida, caracterizado por bajos niveles de defensas y la aparición de infecciones oportunistas.

La mutación de estos individuos impide que el VIH penetre en sus "células diana", los linfocitos T CD4, clave en la respuesta inmune del organismo. Comprender este fenómeno y desarrollar una terapia génica que reproduzca este cambio en las células de las personas infectadas por el VIH y las cure así de la infección es el objetivo de un proyecto de tres años financiado con 942.000 euros por un consorcio formado por cuatro entidades españolas: el Instituto de Investigación del Sida IrsiCaixa, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y las empresas Karuna Good Cell Technologies y Praxis Pharmaceutical.

 

En la primera fase del proyecto, liderada por el CSIC, se usarán técnicas de edición genómica desarrolladas por el consorcio que modifican in vitro los linfocitos T CD4 de personas infectadas por el VIH y los hacen resistentes a este. Después, estas células modificadas se devolverán al cuerpo del paciente, que así contará con un porcentaje de linfocitos T CD4+ inmunes al VIH.

Los investigadores afirman que el porcentaje de células resistentes podría crecer si se parte de células madre hematológicas. Por eso, la segunda fase del proyecto aislará células madre del propio paciente, desactivará el gen y las transferirá de nuevo al paciente. De esta forma se podría conseguir un sistema inmunitario resistente al VIH de forma permanente. 

Durante los tres años que durarán las investigaciones se realizarán estudios tanto in vitro como en animales, lo que ayudará a determinar la seguridad y eficacia de un procedimiento que se suma a la larga lista de avances que combaten al VIH con eficacia creciente, como demuestra el hecho de que el sida haya pasado de ser una enfermedad letal a una infección crónica controlable.

Imagen (CSIC): VIH en el torrente sanguíneo.

 

Etiquetas: genéticasaludsidavih

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS