Roncar nos hace parecer más feos

Científicos de la Universidad de Míchigan (EE.UU.) sugieren que quienes sufren apnea del sueño o dificultad para respirar con normalidad durante la noche tienen peor aspecto y son considerados como menos atractivos. Los ronquidos e interrupciones de la respiración propios de este trastorno provocarían la aparición de hinchazón y rojeces en el rostro a causa de la mala oxigenación.

Para obtener esta conclusión, los investigadores sometieron a una muestra de individuos al visionado de fotografías de pacientes con apnea que habían sido tratados contra el trastorno y también que no habían recibido tratamiento alguno. Los voluntarios determinaron que los pacientes que habían logrado conciliar el sueño sin alteraciones respiratorias eran más atractivos y joviales que los que continuaban padeciéndolas.

Los científicos emplearon además una técnica de mapeo del rostro y un panel de indicadores objetivos de apariencia que reveló cambios en la fisionomía del rostro en los pacientes a lo largo del tratamiento, con efectos específicos como  la reducción de las arrugas faciales.

La apnea del sueño afecta a millones de adultos, muchos no diagnosticados, que además de experimentar un sueño de baja calidad que repercute en su apariencia física, tienen un mayor riesgo de sufrir problemas cardiovasculares y accidentes laborales.

Etiquetas: dormir

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS