No dormir bien aumenta el riesgo de obesidad y diabetes

Está claro que un sueño reparador nos hace sentirnos mejor durante todo el día, tener más energía, ser más positivos... pero además un último estudio llevado a cabo por un grupo de investigadores de las universidades de Lübeck (Alemania), Cambridge (Reino Unido) y Tübingen (Alemania) ha concluido que si no dormimos bien habitualmente, tenemos más riesgo de padecer diabetes tipo 2 o de sufrir obesidad, entre otros trastornos metabólicos.

 

El estudio, que ha sido publicado en la revista The Lancet Diabetes & Endocrinology, sugiere que, aparte de la predisposición genética, existen una serie de factores que determinan nuestra salud metabólica, como los hábitos de alimentación, el ejercicio físico y también el sueño. El hecho de que el sueño esté relacionado con los trastornos del metabolismo viene marcado porque dormir mejor o peor influye en la capacidad del organismo para controlar lo que comemos, para metabolizar la glucosa y para mantener el equilibrio de energía durante todo el día.

 

Los investigadores hacen referencia a que las costumbres que se han puesto de moda en nuestro estilo de vida moderno, como permanecer en la cama con el móvil, la consola, la tableta o el portátil, están afectando al ciclo de sueño natural, robándonos unas horas preciosas de sueño y poniendo en riesgo nuestra salud.

 

El estudio sugiere que, aparte de dejar a un lado los dispositivos electrónicos en la zona de descanso, mejorar las condiciones ambientales de la habitación como evitar el ruido o la luz, pueden aumentar la calidad y la duración del sueño y con ello mejorar nuestra salud.

 

Etiquetas: diabetesdormirobesidadsaludsueño

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS