Mona Lisa tenía el colesterol por las nubes

También Miguel Ángel podía sufrir cálculos renales.

Vito Franco, profesor de Anatomía Patológica de la Universidad de Palermo (Italia), ha realizado un examen del retrato de la Mona Lisa o Gioconda pintado por Leonardo Da Vinci para intentar averiguar por qué la modelo murió joven de un infarto. El científico ha realizado un detallado análisis de las características físicas de La Gioconda basándose en la representación que de ella se realiza en el óleo. Y ha identificado claros signos de una acumulación de ácidos grasos bajo la piel, síntoma de unos "niveles de colesterol estratosféricos". Además el científico afirma haber detectado un lipoma, un tumor benigno, en su ojo derecho.

"La enfermedad existe dentro del cuerpo; la gente retratada en el arte revela su aspecto físico, los cuadros nos hablan de su vulnerabilidad humana", argumenta Vito Franco, que presentó sus conclusiones en una conferencia médica en Palermo, en la que expuso su diagnóstico de varios personajes que aparecen en algunas de las obras del arte más famosas de la humanidad. Entre ellos ha podido "pasar consulta" a Miguel Angel, gracias a su aparición en La escuela de Atenas de Rafael, que le ha permitido concluir que el escultor, arquitecto y pintor del renacimiento podría haber sufrido de cálculos renales, como demostrarían las rodillas hinchadas de la pintura.

Además, Vito Franco sugiere que el Retrato de joven realizado por Boticelli indica, por los alargados y finos dedos de su protagonista, que el joven en cuestión podría sufrir del síndrome de Marfan, una enfermedad genética que produce un alargamiento inusual de la longitud de los miembros del que la padece.

Etiquetas: colesterol

Continúa leyendo

COMENTARIOS