Los superhéroes actuales son un mal ejemplo para los jóvenes

ironmanA diferencia de los clásicos como Superman o el Capitán América, los superhéroes de hoy en día son personajes de acción que participan en la imparable violencia y transmiten un estereotipo masculino negativo. "Son agresivos, sarcásticos y raramente hablan de hacer bien a la humanidad", explicó Sharon Lamb, psicóloga de la Universidad de Massachussets, durante la Convención Anual de la Asociación Americana de Psicología que se acaba de celebrar en San Diego (EE.UU.). Según la psicóloga, "cuando no están vestidos de superhéroes, explotan a las mujeres, alardean de lujos y transmiten su virilidad mediante poderosas armas". Y además sólo piensan en sí mismos. En definitiva, transmiten un esteretipo masculino poco adecuado a las nuevas generaciones. Y pone de ejemplo al popular Iron Man.

Lamb ha estudiado la influencia de estos superhéroes a través de los medios de comunicación y el marketing mediante entrevistas a 674 chicos de entre 4 y 18 años y a vendedores de cómics. Junto con su equipo, ha determinado que los departamentos de marketing se aprovechan de la ventaja de que los chicos se encuentran en la edad de forjar su identidad en la adolescencia y les transmiten una versión restringida de la masculinidad. "Les muestran que pueden ser un jugador o un vago, superhéroes o flojos", ha recalcado Lamb.

En contraste, según Lamb los héroes de los libros de cómics del pasado luchaban contra los criminales, pero fuera de su disfraz eran personas reales, con problemas reales y muy vulnerables, como en el caso de Superman. "Aquellos héroes fueron creados para luchar contra las injusticias sociales durante el ascenso del fascismo", recuerda Lamb.

Etiquetas: psicología

Continúa leyendo

COMENTARIOS