El mercurio de los mariscos aumenta el riesgo de enfermedades autoinmunes

Las enfermedades autoinmunes se caracterizan por convertir a nuestro sistema inmunitario en el propio agresor del organismo ya que este ataca las células en lugar de protegerlas contra virus o bacterias. Ahora, un nuevo estudio desarrollado por la Universidad de Michigan (EE.UU.) afirma que la exposición al mercurio a través del marisco (incluso en niveles bajos considerados seguros) es uno de los mayores factores de riesgo para las mujeres en edad reproductiva.

 

“No tenemos una muy buena idea de por qué las personas desarrollan trastornos autoinmunes. Un gran número de casos no se explican por la genética, por lo que estudiar los factores ambientales nos ayudará a entender por qué aparece la autoinmunidad y cómo podemos intervenir para mejorar los resultados de salud. En nuestro estudio, la exposición al mercurio se destacó como el principal factor de riesgo para la autoinmunidad” explica Emily Somers, líder del estudio.

 

De hecho, las enfermedades autoinmunes, entre las que se encuentran la Artritis Reumatoide (AR), la Artritis Reactiva o Síndrome de Reiter (SR), el Síndrome de Sjögren (SS), la Enfermedad de Basedow (EB), la Tiroiditis de Hashimoto (TH) o la Esclerosis Múltiple (EM), se encuentran entre las 10 principales causas de muerte entre la población femenina.

 

Para su investigación, los expertos analizaron los datos de mujeres entre 16 y 49 años de la National Health and Nutrition Examination Survey de 1999 hasta 2004, descubriendo que a mayor exposición al mercurio, mayor tasa de autoanticuerpos presentaban las mujeres, lo que es un marcador o precursor de la enfermedad autoinmune. Estos autoanticuerpos son incapaces de distinguir entre las propias células sanas y los tejidos potencialmente dañinos, produciéndose el desarrollo de la enfermedad.

 

El estudio, que ha sido publicado en la revista Environmental Health Perspectives, recalca la importancia de tener en cuenta el tipo de pescado que comen las mujeres. Por ejemplo, el bogavante, la lubina, el pez espada, el cazón o la caballa son los que cuentan con los niveles más altos de mercurio; por el contrario, el salmón, los camarones, el cangrejo, los langostinos, las almejas o el atún enlatado son los que presentan los niveles más bajos.

 

Etiquetas: mujeressalud

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS