El estrés en el trabajo aumenta los niveles de grasas en la sangre

Investigadores españoles de la Universidad de Santiago de Compostela y el Hospital Virgen de la Victoria de Málaga han estudiado cómo afecta el estrés en el trabajo a la salud cardiovascular. Los resultados, dados a conocer en el Scandinavian Journal of Public Health, asocian esta situación con alteraciones en el metabolismo de los ácidos grasos en el organismo.

En concreto, a partir de una muestra de más de 90.000 empleados que acudieron a realizarse un reconocimiento médico, el psicólogo clínico Carlos Catalina y sus colegas identificaron que "los sujetos que declararon haber experimentado dificultades para hacer frente a su trabajo durante los últimos doce meses (un 8,7 % de la muestra) contaron con un mayor riesgo de padecer dislipidemia”, según declaraciones de Catalina realizadas a agencia SINC. Las dislipidemias o dislipemias son trastornos del metabolismo de las lipoproteínas, que pueden manifestarse por una elevación del colesterol total, de las lipoproteínas de baja densidad (LDL) y de las concentraciones de triglicéridos, así como por una disminución de las lipoproteínas de alta densidad (HDL).

En el estudio llevado a cabo, los trabajadores con estrés laboral mostraron mayor probabilidad de sufrir niveles anormalmente altos de colesterol LDL (el llamado colesterol "malo"), niveles excesivamente bajos de colesterol HDL (colesterol "bueno") y un potencial de obstrucción de las arterias por acumulación de placa ateroma (depósito de lípidos) en las arterias.

Etiquetas: estréssaludtrabajo

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS