Beber demasiada agua puede ser mortal

Hiponatremia asociada al ejercicio: cuando beber agua se convierte en un peligro para la salud.

 

Beber agua es esencial para que nuestro organismo funcione (ya que perdemos agua cada día mediante la sudoración, la respiración o la orina); sin embargo, el exceso puede llegar a ser tan peligroso como para provocar la muerte, sobre todo para todas aquellas personas que practican habitualmente deporte intenso. Esta es la conclusión del último estudio llevado a cabo por un equipo internacional de científicos y que recoge la revista The Clinical Journal of Sport Medicine.

 

Los atletas son el grupo de mayor riesgo frente a lo que se denomina hiponatremia asociada al ejercicio. Tanto es así, que al menos 14 muertes de corredores de maratón o futbolistas han sido vinculadas a una excesiva ingesta de agua durante la actividad física. Lo que sucede en el organismo es que los riñones se ven sobrepasados por tanta cantidad de líquido obligado a procesar durante el ejercicio, por lo que las células se inflaman. La hiponatremia, por tanto, se produce cuando la concentración de sodio en sangre cae a un nivel demasiado bajo, provocando una veloz inflamación del cerebro que puede provocar convulsiones, coma y, en última instancia, la muerte.

 

Cada muerte de este tipo es trágica y evitable, si sólo escuchamos a nuestros cuerpos y dejamos de lado el consejo penetrante que si un poco es bueno, que más debe ser mejor”, explica Tamara Hew-Butler de la Universidad de Oakland (EE.UU.) y líder del estudio.

 

Entre los síntomas de hiponatremia asociada al ejercicio se encuentran: mareo, vértigo, náuseas, hinchazón y aumento de peso durante el ejercicio, vómitos, dolores de cabeza, confusión, agitación, o delirios.

La solución preventiva es beber cuando se tiene sed, ni más ni menos: “El uso del mecanismo de la sed innata para orientar el consumo de líquidos es una estrategia que debe limitar beber en exceso y el desarrollo de hiponatremia mientras que proporciona suficiente líquido para evitar la deshidratación excesiva”, aclaran los científicos en su informe.

 

Etiquetas: aguadeporteejerciciosalud

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS