Münster: el horror de la dictadura anabaptista

bibliaCuando se intentan llevar a la práctica, las utopías, los proyectos de sociedades ideales, suelen acabar mal. Un ejemplo fue el de la ciudad alemana de Münster, donde en 1534 tomó el poder una secta anabaptista cuyo objetivo era crear la Nueva Jerusalén, en la que se viviría conforme a las enseñanzas de la Biblia. Pronto, no obstante, la exaltación religiosa se apoderó de los nuevos gobernantes y los habitantes quedaron a la merced del fanatismo más desenfrenado.La ciudad fue purificada de católicos y luteranos, y los disidentes fueron ejecutados sin piedad.
La población se vio obligada a vivir en la austeridad más total y a compartir todos sus bienes, observando un estricto comunismo religioso. Todos los libros, con la excepción de las Sagradas Escrituras, fueron destruidos en la hoguera, y un hombre al que juzgaron poseído por el demonio fue arrojado de una torre. Para emular el estilo de vida de los personajes del Antiguo Testamento, fue instituida la poligamia, y las mujeres que se negaban a aceptar esta nueva realidad fueron castigadas con la muerte. Este reino del terror duró cerca de un año, hasta que las tropas del obispo Franz van Waldeck lograron penetrar en la ciudad y poner punto final a la dictadura anabaptista.

Otras utopías en el reportaje Paraísos infernales, escrito por Dario Migliucci, en el Muy Interesante número 381.

Si quieres conseguir este ejemplar, solicítalo a suscripciones@gyj.es o descárgatelo a través de la aplicación de iPad en la App Store. También puedes comprarlo a través de Zinio o de Kiosko y Más.

Y si deseas recibir cada mes la revista Muy Interesante en tu buzón, entra en nuestro espacio de Suscripciones.

 

Continúa leyendo

COMENTARIOS

También te puede interesar