El 'efecto animadora': mejor mal acompañado que solo

Parecemos más atractivos cuando estamos en grupo, según un reciente estudio de la Universidad de California.

En la popular serie televisiva Cómo conocí a vuestra madre, el mujeriego e inmaduro Barney Stinson, interpretado por Neil Patrick Harris, despliega a menudo sus particulares teorías sobre la seducción y el deseo. Una de ellas es la del “efecto animadora”: las cheerleaders deslumbran cuando están juntas, pero a menudo resultan menos atractivas por separado. Un reciente estudio de la Universidad de California en San Diego ha venido a dar fundamento a esta ocurrencia de los guionistas. 

Según la investigación, liderada por la psicóloga Drew Walker, los humanos tendemos a promediar las características de las caras de un grupo, y eso nos hace percibir el rostro de un individuo, sea hombre o mujer, como más sugerente de lo que sería si lo viéramos aislado. Vistas en solitario, las personas no parecen tan guapas. Y es que “los rasgos comunes resultan más atractivos que los raros”, dice Walker.

Para llegar a esta conclusión, los investigadores hicieron cinco experimentos con 130 estudiantes. A los participantes les mostraron imágenes en las que aparecían cien personas, y les pidieron que calificaran su atractivo. A veces, el sujeto evaluado formaba parte de un retrato de grupo con otros dos sujetos, y otras veces las imágenes estaban recortadas para mostrar a la persona sola.

En general, los participantes calificaron a los individuos, tanto femeninos como masculinos, como más atractivos en la foto de grupo que cuando aparecían representados solos. Ser visto dentro de un conjunto confiere un beneficio que hace subir a alguien del 49% al 51% en la escala del atractivo. 

Nuestros rasgos menos atractivos –una nariz demasiado grande, ojos muy pequeños, la barbilla puntiaguda– resaltan mucho menos cuando aparecemos rodeados de otros individuos. Así que ya sabes: si no eres una belleza y te apetece salir esta noche para ligar, mejor con unos cuantos amigos o amigas. 

Más información en el reportaje La fórmula del sex appeal, escrito por Elena Sanz. Puedes leerlo en el número 419 de Muy Interesante.

Si quieres conseguir este ejemplar, solicítalo a suscripciones@gyj.es o descárgatelo a través de la aplicación de iPad en la App Store. También puedes comprarlo a través de Zinio o de Kiosko y Más.

Y si deseas recibir cada mes la revista Muy Interesante en tu buzón, entra en nuestro espacio de Suscripciones.

Etiquetas: ciencialigar

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar