Conducir con ayuda del piloto automático

Si las personas estamos conectadas, ¿por qué no los automóviles? Bajo esa premisa, Ford presentó en el Congreso Mundial de Móviles una serie de sistemas de comunicación coche-coche y vehículo-infraestructuras vía wifi.

 

De esa forma, se da un paso más hacia la conducción inteligente en un mundo que previsiblemente alojará el triple de coches a mediados de siglo.


En el Automated Research Vehicle, un prototipo de Ford Fusion, se ha instalado en fase de pruebas una de esas tecnologías avanzadas de pilotaje autónomo. Cuatro sensores láser LIDAR escanean diez veces por segundo todo lo que se encuentra en un radio de 70 m y 360 grados, ubican la distancia de los objetos y crean un mapa 3D en tiempo real conectado a los sistemas de seguridad activa que ayudan a reducir el error humano.

 

También se incluye una tecnología que hace que el coche frene solo si el piloto no lo hace. Y es que apenas un tercio de los conductores pisan el freno en las colisiones de alcance.

 

Otra novedad de Ford es el Focus equipado con el sistema SYNC 2, que regula el ocio, el teléfono o la temperatura a través de comandos de voz. Si el conductor dice “tengo hambre”, el programa busca restaurantes por la zona.

 

Más información sobre las novedades del mundo automovilístico en la sección Auto, coordinada por Juan Manuel Daganzo. Puedes leerlo en el número 395 de Muy Interesante.

 

Si quieres conseguir este ejemplar, solicítalo a suscripciones@gyj.es o descárgatelo a través de la aplicación de iPad en la App Store. También puedes comprarlo a través de Zinio o de Kiosko y Más.


Y si deseas recibir cada mes la revista Muy Interesante en tu buzón, entra en nuestro espacio de Suscripciones.

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar