Los peces primitivos fueron los primeros seres en copular para reproducirse

El paleontólogo de la Universidad de Flinders, en Australia, John Long revela en un estudio publicado en Nature cómo evolucionó el sexo reproductivo con penetración en nuestro ancestros más primitivos. En uno de los principales descubrimientos de la biología evolutiva hasta la fecha, los científicos han hallado pruebas de que la fertilización interna y la cópula aparecieron en una antiquísima especie de peces prehistóricos llamados placodermos, hace unos 385 millones de años en el territorio que hoy es Escocia.

 


Las pruebas fósiles encontradas en este grupo de peces con mandíbula extintos del género Microbrachius demuestran que copulaban a pesar de que muchos de sus descendientes dejaron de hacerlo. Este dato podría alterar la historia de las relaciones sexuales en los animales. Y es que la investigación, realizada por un equipo internacional de científicos, sitúa el origen de la cópula interna al comienzo de la evolución de los vertebrados e implica que la fertilización externa en los peces prehistóricos, como el desove libre, pudo haber evolucionado más tarde.

 


"Fue algo inesperado", dice John Long, autor principal del estudio en referencia al hallazgo. "Antes los biólogos pensaban que no podía darse una reversión de la fecundación interna a la fertilización externa, pero hemos demostrado que probablemente ha sucedido de esta manera". Eso sí, los investigadores asumen que se necesitan más pruebas para demostrar que este proceso fue generalizado y no solo una función especializada de ciertos subgrupos de placodermos.

 

Foto: Brian Choo/Flinders University

Etiquetas: cópulaevoluciónnaturalezasexualidad

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar