Los cuervos son tan avispados como los chimpancés

Un reciente estudio apunta que algunos córvidos poseen habilidades cognitivas tan desarrolladas como los grandes simios.

Las grajillas o los cuervos de Nueva Caledonia son animales muy inteligentes. De hecho, aunque sus cerebros son significativamente más pequeños que el de los grandes simios, pueden resolver problemas tan bien como los chimpancés, bonobos, orangutanes y gorilas. Esta es la principal conclusión de un estudio impulsado por un equipo de zoólogos y expertos en ciencias cognitivas de las universidades de Oxford, en el Reino Unido, y Lund, en Suecia, y del Instituto Max Planck de Ornitología, en Alemania.

En un artículo publicado en la revista Royal Society Open Science, estos investigadores indican que la estructura y densidad neuronal del cerebro juegan un papel más importante que el tamaño del mismo en el desarrollo de la inteligencia, al menos en estas aves.

No es fácil deducir hasta qué punto es perspicaz un animal. Para determinarlo, estos científicos sometieron a un grupo de cuervos, grajillas y cuervos de Nueva Caledonia a un experimento que obliga a los especímenes a inhibir sus instintos y razonar, por así decirlo, para solventar un problema. En él, las aves tenían que idear una estrategia para apoderarse del alimento que habían introducido en un tubo transparente. Este tenía unas aberturas en los laterales, pero les impedía hacerse con la comida directamente. Su impulso natural habría sido abalanzarse sobre ella, pero casi todas buscaron las oquedades y la consiguieron a la primera. Al final, el número de aciertos fue similar al de las pruebas realizadas con grandes simios.

En 2014, un ensayo parecido realizado por investigadores de la Universidad Duke, en EE. UU., había revelado que estos superaban mejor este reto que otras muchas especies, lo cual sugería que el tamaño del cerebro era especialmente relevante para resolverlo. Sin embargo, en aquella ocasión no se puso a prueba a los córvidos. Este nuevo experimento muestra, según sus responsables, que el de estas aves, aunque sea mucho más pequeño, es muy eficiente.

Imagen: Helena Osvath / Universidad de Lund

Etiquetas: animalesinteligencia animal

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar