Cámaras por control remoto confirman la fauna salvaje en Chernóbil

Las poblaciones de animales son abundantes en esta zona de exclusión para los humanos.

Un equipo de investigadores de la Universidad de Georgia liderado por James Beasley confirma en su nuevo trabajo que diversas especies animales son abundantes en esta zona afectada hace 30 años por la lluvia radiactiva tras el accidente nuclear de Chernóbil.

 

Se trata del primer estudio con cámaras de control remoto dentro de la llamada “zona de exclusión”, que abarca las tierras fronterizas de Ucrania y Bielorrusia más afectadas por el desastre ocurrido el 26 de abril de 1986.

 

El estudio, publicado en Frontiers in Ecology and Environment, expone el despliegue de 30 cámaras (adheridas a la estructura de un árbol durante varios días) ubicadas en 94 zonas distintas a lo largo de 3 kilómetros durante un periodo de 5 semanas. Cada una de las estaciones de fotografía se equipó con un olor ácido graso con objeto de atraer a los animales y poder capturarlos y obtener así las evidencias deseadas.


Los científicos pudieron así documentar el tipo de especie y la frecuencia de sus visitas, sobre todo haciendo hincapié en los carnívoros, dada su posición en la cadena alimentaria que los hace más sensibles a la contaminación, tanto por el agua, el aire o por las presas que devoran.

 

En total identificaron hasta 14 especies de mamíferos, siendo los más frecuentes los jabalíes, los lobos grises, los zorros rojos y los perros mapache o Tanuqui. Todos ellos fueron vistos en las inmediaciones o incluso dentro de las áreas más altamente contaminadas.

 

Etiquetas: Chernobilaccidente nuclearanimalesnaturaleza

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar