Así son las supermuletas del Rey

muletas-reyPocas veces algo tan simple como una muleta había atraído tanto la atención de los medios y la sociedad en general. Las muletas que está utilizando el Rey tras su operación están llenas de pequeños detalles para evitar lesiones, ver en la oscuridad e incluso avisar al resto de viandantes de que se acerca.

La imagen del Rey junto al equipo médico y de enfermería tras su operación de rodilla ha dado mucho que hablar. Y no por lo satisfactorio de la operación en sí, ni por la fantástica labor del equipo del hospital San José de Madrid, sino por las espectaculares muletas que portaba el monarca y a las que no les falta ni el mínimo detalle.

De arriba abajo el invento es todo detallismo. El soporte del antebrazo está diseñado ergonómicamente y la correa es ajustable al tamaño del antebrazo del paciente. El apoyamanos está acolchado y contiene amortiguadores que evitan el síndrome del túnel carpial y la sub-luxación, además de ser ajustable tanto en inclinación como en altura.

Para evitar la bursitis del hombro (una inflamación de una estructura del hombro que facilita el movimiento al situarse entre los huesos, los músculos y los tendones) la muleta incorpora un pequeño amortiguador. Y por si el paciente no es muy ducho en el arte de andar con muletas, la contera (la zona de apoyo) está especialmente diseñada para mantener el equilibrio.

Quizá lo más sorprendente de todo es la tecnología accesoria. Un sistema de iluminación permite ver mejor en la oscuridad mientras que un claxon le permite al paciente avisar al resto de transeúntes de su presencia.

Eso sí, su precio también es muy especial, pues la pareja de muletas en cuestión distribuidas por Hidelasa cuestan cuatro veces más que las de toda la vida: 120 euros frente a los 30 de las clásicas de plástico y metal.

 

Etiquetas: saludtecnología

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar