Máxima limpieza bucal también estando de viaje

irrigador-dental-viajeLa irrigación bucal es una técnica utilizada por los dentistas para eliminar la práctica totalidad de las bacterias de la boca y conseguir una mejor limpieza. Ahora acaban de lanzar un irrigador bucal un 50 por ciento más pequeño que otros modelos de sobremesa anteriores, lo que lo convierte en el complemento ideal para viajar y conseguir la máxima limpieza de la boca.

Básicamente, gracias a la aplicación directa de un chorro de agua u otra solución acuosa se consigue eliminar las bacterias que persisten tras el cepillado sobre todo en las zonas de difícil acceso de la boca, como los bordes de las encías. Se trata de una técnica habitual en las clínicas odontológicas que desde hace algún tiempo, también puede realizarse a nivel doméstico. Ahora, además de en casa, también se puede llevar a cabo esta limpieza estando de viaje.

El gadget, llamado Waterpik Traveler de Dentaid permite tres niveles de presión distinto y tiene una capacidad de 400 ml que permiten hasta 60 segundos de irrigación. Dispone de cuatro boquillas (dos estándar, una para ortodoncia y un limpiador lingual) que se adaptan a las necesidades de cada usuario.

Como explican desde Dentaid, este sistema "consigue eliminar el 99,9 por ciento de la placa bacteriana" apuntando también que "la irrigación bucal en combinación con el cepillado es dos veces más eficaz que el hilo dental en la reducción del sangrado gingival".

 

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar