Llega el chip de madera

“Interior de madera 100%”. Dentro de poco, podría ser la etiqueta que lleven nuestros ordenadores, tabletas y teléfonos móviles. O, por lo menos, eso pretenden los investigadores de la Universidad de Wisconsin-Madison que, en colaboración con el Department of Agriculture Forest Products Laboratory estadounidense, han desarrollado un prototipo de circuito integrado hecho casi enteramente de ese material. 

 

Como explican en la revista Nature Communications, los expertos estadounidenses han logrado construir con nanofibras de celulosa la base de un chip, parte que normalmente se lleva la mayor proporción de materia prima. 

 

¿Y qué son las nanofibras de celulosa? “Si coges un árbol grande y lo reduces a su fibras individuales, el producto más común de esta operación es el papel convencional. Pero si lo descompones hasta la escala de nanómetro (la milmillonésima parte de un metro), obtienes un material flexible, transparente y muy robusto: el papel de nanofibras de celulosa”, señala Zhiyong Cai, líder del proyecto.

 

Además, una vez tratadas con resina para evitar la absorción de humedad, estas diminutas fibras son biodegradables, sostenibles y resistentes al calor. Por el contrario, los chips que se fabrican en la actualidad suelen incorporar arseniuro de galio, un compuesto potencialmente tóxico.

 

Imagen: Yei Hwan Jung, Wisconsin Nano Engineering Device Laboratory

 

Etiquetas: tecnología

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar