Alfombras biodegradables que se convierten en abono para plantas

alfombra-biodegradable2En prácticamente todos los hogares existe una o incluso más de una alfombra. Estas se fabrican con compuestos no biodegradables y pesados que, además, necesitan una gran cantidad de energía para elaborarse. Ahora un grupo de científicos de la Universitat Politécnica de Catalunya (UPC) ha creado un tipo de alfombra biodegradable más ligera.

Actualmente, las moquetas y alfombras convencionales usan una capa de látex para sujetar la lana. Este costoso material representa el 70 por ciento del peso de la alfombra y para tratarse se necesita una gran de energía, pues se debe vulcanizar a unos 150 grados de temperatura, gastando mucha energía en su tratamiento.

Por estas razones tres empresas holandesas buscaron en el Grupo de Biotecnología Molecular e Industrial del Campus de la UPC en Terrasa Barcelona la solución a este gasto de energía y de materiales. Y desde hace un año los investigadores han investigado la manera de conseguir un sistema de creación de moquetas y alfombras más benévolo con el medio ambiente. Como explica Tzanko Tzanov, investigador de la UPC, "nuestra idea ha sido sustituir este látex con un adhesivo producido enzimáticamente a partir de compuestos naturales, como la lignina, un producto residual de la industria papelera que no tiene valor en sí mismo y suele ser quemado".

De este modo en vez de látex, la base de la alfombra se impregna con una pasta de compuestos naturales y se calienta a temperaturas que nunca superan los 95 grados, generando el compuesto sobre el que se anclarán las fibras de lana. Esta reducción de la temperatura de trabajo ahorra la mitad de la energía respecto a la fabricación convencional.

Menos peso y biodegradable

Reducir el peso era otro de los objetivos de los investigadores. Gracias a este nuevo compuesto solo se necesitan 200 gramos de producto natural por metro cuadrado, frente a los 1.200 gramos de látex necesarios en las alfombras convencionales.

Además de la reducción del peso y del gasto de energía en su fabricación, otro de los puntos clave de esta investigación es la biodegradabilidad de los materiales. Al poder utilizarse como abono agrícola una vez finalizada su vida útil, podrías utilizarse para abonar los pastos donde las ovejas pacen. De este modo se cerraría completamente el círculo de reciclaje de los productos.

 

 

Etiquetas: ecologíareciclaje

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar