Consiguen fabricar un agujero de gusano magnético

El viaje tendría lugar a través de una dimensión oculta.

Cuando se plantea la posibilidad teórica de viajar en el tiempo, siempre salen a relucir los agujeros de gusano, coherentes con las ecuaciones de la relatividad general de Einstein. Serían una especie de túneles o plegamientos que, durante un brevísimo instante, conectarían regiones alejadas del espacio-tiempo, pero hasta ahora no hay evidencia de que existan realmente … siempre que nos ciñamos a su concepción clásica, la que los describe como consecuencias de enormes colapsos gravitatorios.

 

Ahora, un equipo de físicos de la Universidad Autónoma de Barcelona, dirigido por Àlvar Sánchez, ha fabricado por primera vez un agujero de gusano electromagnético. Se trata de un túnel o atajo que transfiere un campo magnético de un punto a otro de manera indetectable. Gracias al uso de metamateriales y metasuperficies –láminas ultrafinas de los anteriores–, los científicos han logrado que una fuente magnética, procedente de un imán o un electroimán, aparezca al otro lado del agujero convertido en monopolo, esto es, un objeto con un solo polo magnético que no existe en la naturaleza. El viaje tendría lugar a través de una dimensión oculta. 

 

El agujero de gusano de laboratorio es una esfera invisible desde el punto de vista magnético y construida con diversas capas: una ferromagnética en el exterior, otra interna hecha de material superconductor y una lámina también ferromagnética enrollada en un cilindro que recorre la bola de parte a parte. Esta tecnología podría utilizarse, por ejemplo, para obtener resonancias magnéticas de distintas partes del cuerpo al mismo tiempo.

 

Imagen: Jordi Prat-Camps / Universitat Autónoma de Barcelona

 

Etiquetas: electricidadinnovacióntecnología

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar