"Marcapasos" gástrico para adelgazar

marcapasos-gastrico

La obesidad es un mal del Siglo XXI que crece debido a la mala alimentación y a una vida, en muchos casos, demasiado sedentaria. Un innovador sistema acaba de aterrizar en nuestro país como una nueva alternativa frente al sobrepeso: "abiliti". Se trata de un sensor unido a un marcapasos que controla la cantidad de comida ingerida y dilata el estómago para dar sensación de saciedad.

 

La madrileña Clínica de la Luz ha presentado a la primera paciente de este innovador sistema, Alejandra Ruiz. Según ha explicado el jefe del Servicio de Cirugía Digestiva del centro, Manuel Mirás, se trata de un tratamiento alternativo para la obesidad que superará "con creces" a otros métodos como el balón intragástrico y la banda gástrica. Tal y como ha apuntado el propio Mirás, se trata de un método "nada agresivo" y que ofrece "mayores beneficios" que los anteriores.

Y es que esta nueva técnica de cirugía bariátrica es mucho menos invasiva que otras, pues requiere de técnicas de cirugía muy poco dañinas y que se pueden realizar incluso en régimen ambulatorio (se realiza por vía laparoscópica). No requiere ni modificar el sistema digestivo ni realizar grandes incisiones en la zona abdominal, pues se basa en la aplicación de un estimulador gástrico adherido al estómago. El aparato se coloca "sin tocar para nada la morfología del estómago" afirma el jefe de la Unidad de Medicina Interna de la Clínica de la Luz, Manuel Serrano.

Esta nueva tecnología se basa en microelectrónica parecida a la que utilizan los marcapasos y una conexión inalámbrica a Internet. De hecho se basa en tres elementos: el estimulador gástrico, el cable y el programador del sistema.

Una vez colocado el aparato, de manera automática, detecta cuando el paciente come, enviando información sobre los alimentos a un marcapasos unido al sensor. Con estos datos, y según las características del paciente, revierte un estímulo a la pared gástrica, provocando la distensión del estómago y provocando una sensación de lleno en el paciente. Este efecto de saciedad provoca que el paciente deje de comer, reduciendo notablemente la cantidad de calorías ingeridas.

Información vía Wi-Fi

Además de ser automático, el innovador aparato lanza los datos que va recopilando vía Wi-Fi sobre la alimentación del paciente a un terminal. Esta información le sirve al médico para controlar la evolución de cada caso concreto y modularlo en función de las características y cada situación concreta. Como explican desde la clínica, el nuevo tratamiento también permite que el médico, sin realizar una nueva intervención quirúrgica, calibre la intensidad de la neutoestimulación del estómago, ajustándola a la evolución del paciente y controlando mejor el proceso de adelgazamiento.

Abiliti está indicado para pacientes con Índices de Masa Corporal (IMC) de entre 35 y 55 aunque como explicaba el propio Doctor Mirás, "también podría ser útil para pacientes con un IMC inferior a 35 con, por ejempl0o, una alteración metabólica asociada".

En países como Alemania ya se ha instalado con éxito en más de 100 pacientes. En España esta revolucionaria técnica acaba de ver la luz, pero promete una solución poco lesiva y fácilmente controlable para muchas personas que sufren obesidad. Gracias a este sistema los pacientes pueden perder entre el 21 y el 35 por ciento del sobrepeso en un año.

 

Etiquetas: adelgazarobesidadsalud

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar