¿Son seguros los edulcorantes de las bebidas light?

¿Son seguros los edulcorantes de las bebidas light? Miles de personas sufren problemas de diabetes y obesidad en el mundo, lo que les obliga a controlar especialmente su alimentación. A este respecto, muchas personas se preguntan, ¿son realmente inofensivos los edulcorantes que llevan las bebidas sin azúcar? Un informe publicado en la revista científica Nutrición Hospitalaria recoge un decálogo sobre el uso y seguridad de los edulcorantes bajos y sin calorías.

 

La conocida como Declaración de Chinchón tiene un objetivo claro: ofrecer a la comunidad científica datos concretos sobre los edulcorantes y establecer las pautas necesarias para que los especialistas puedan recomendar su consumo con una base acreditada. Como apunta Gregorio Varela, catedrático de la Universidad CEU San Pablo, sobre este tipo de compuestos, “se hacen todas las pruebas de toxicidad y de seguridad y por tanto no debemos tener en ese sentido ninguna preocupación”. De hecho, en palabras del propio especialista, “hay pocos componentes en la dieta que tengan un proceso de evaluación de seguridad tan exhaustivo como los edulcorantes”.

 

Actualmente existen diez edulcorantes autorizados en Europa. De hecho mucha gente ha dejado de lado alimentos y  bebidas azucaradas frente a otros aderezados con estos sustitutivos, pues como apunta el informe, combinándolos con la práctica de la actividad física y un estilo de vida saludable pueden jugar un papel muy importante en la pérdida y mantenimiento de un peso saludable.

 

Sin embargo mucha gente no confía en este tipo de alimentos ante la duda de que puedan contener compuestos que acaben siendo perjudiciales para la salud. A este respecto Pilar Riobó, doctora en Medicina y especialista en endocrinología y nutrición afirma que “las personas con diabetes pueden perfectamente tomar perfectamente los edulcorantes dado que para ellas son seguros y evitan la elevación de los niveles de glucemia en sangre que se producen tras la ingesta de alimentos con azúcar o de alimentos con alto índice glucémico”. Pero además, la especialista explica que “los edulcorantes permiten mantener ese sabor dulce teniendo la seguridad de que puedan ser utilizados y sin elevar la glucosa en sangre. Es más, los edulcorantes pueden ser utilizados por las mujeres diabéticas que quedan embarazadas, incluso perfectamente por los niños diabéticos”.

 

El documento ha sido presentado en Bruselas en el marco del Congreso de la International Sweeteners Association y ha contado con la colaboración de la Fundación para la Investigación Nutricional, la Consejería de Sanidad del Gobierno de la Comunidad de Madrid, la International Sweeteners Association y el CIBER de Fisiopatología de la Obesidad y la Nutrición del Instituto de Salud Carlos III.

Etiquetas: refrescossalud

Continúa leyendo

COMENTARIOS