¿Por qué es bueno comer berenjenas?

La berenjena es una hortaliza que suele distinguirse por su forma ovoide así como su intenso color púrpura. Sin embargo, existen muchos tipos de formas y colores para las distintas variedades de berenjenas. Todas ellas tienen una gran cantidad de nutrientes que son beneficiosos para la salud y nos ayudan en todos estos ámbitos:

 

Salud del corazón: Las berenjenas contienen fibra, potasio, vitamina C, vitamina B-6, que apoyan la salud del corazón. Su alto contenido en flavonoides está asociado a un menor riesgo de mortalidad por enfermedades cardiovasculares, incluso si se toma en pequeñas cantidades.

 

Colesterol: Investigaciones con animales han demostrado que la ingesta de berenjena conduce a una disminución significativa de los niveles de colesterol en la sangre. Este vegetal contiene altas cantidades de ácido clorogénico, uno de los más potentes activadores de radicales libres que pueden encontrarse en las plantas. Este ácido disminuye los niveles de LDL (colesterol malo), siendo también anticancerígeno, antiviral y antimicrobiano.

 

Cáncer: Los polifenoles de las berenjenas tienen efectos anticancerígenos; protegen las células del cuerpo del daño causado por los radicales libres y, a su vez, impiden el crecimiento del tumor y la invasión y propagación de las células cancerosas, convirtiéndose en un interesante aliado contra el cáncer.

 

Función cognitiva: Investigaciones con animales sugieren que el nasunin, un compuesto antioxidante que se encuentra en la cáscara de la berenjena, es un poderoso antioxidante que ayuda a facilitar el transporte de nutrientes a las células y mejorar la función cognitiva. También mejora el flujo de sangre al cerebro, por lo que previene de los trastornos mentales relacionados con la edad. Por último, pero no menos importante, comer berenjenas mejora la memoria.

 

Control de peso: Los compuestos integrados en esta hortaliza aumentan la saciedad y reducen el apetito, haciendo que nos sintamos más llenos durante más tiempo, por lo que tendemos a consumir menos calorías. Si tenemos en cuenta que además la berenjena tiene muy pocas calorías, se convierte en un indispensable de las dietas saludables.

 

Etiquetas: alimentaciónsalud

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS