¿Cómo eligen los animales el sitio para hacer caca?

¿Cómo eligen los animales el sitio para hacer caca?
Lo primero que hace un animal salvaje antes de darse a los placeres de la comida, el sexo y otras necesidades básicas es fijarse en sus alrededores. Según los expertos, el retrete silvestre debe ser accesible y estar libre de espinas, garras y colmillos enemigos. No obstante, los animales viven dentro de esa libertad en que la llamada de la naturaleza es atendida sin rodeos, como se habrá percatado cualquier turista en un safari al ver cómo un hipopótamo regala a su cámara el arte de excretar en abundancia y sin tabúes.

En el agua es más sencillo. Los biólogos marinos aún tienen que determinar qué sucede con la caca de las ballenas, pero está claro que el organismo más grande del planeta tiene derecho a disparar torpedos donde le dé la gana.

Cuando un animal entra en contacto con los humanos, las reglas del juego cambian. En la Plaza de San Marcos, en Venecia, las bombas de las palomas aterrizan sobre los tejados y fachadas medievales, y las corroen con ácidos que compiten con la nitroglicerina. Según una superstición rumana, la caca de pájaro sobre el coche trae buena suerte, así que todo es cuestión de perspectiva. Y en el cabo de Buena Esperanza, en Sudáfrica, los mandriles, que se apropiaron del aparcamiento de los turistas, dejan obsequios frescos sobre el capó de los vehículos.

Continúa leyendo

COMENTARIOS