¿Hay personas que no pueden llorar?

El síndrome de Sjödren es una rara enfermedad que afecta a las glándulas exocrinas, encargadas de la producción de líquidos y secreciones como la saliva, las lágrimas, el fluido vaginal y las mucosas del aparato respiratorio. Como consecuencia, las personas que padecen este síndrome sufren de gran sequedad, una condición que, si bien no es mortal, afecta profundamente a su calidad de vida.
Esta afección pertenece al grupo de las denominadas enfermedades autoinmunes, ya que se producen por una anomalía en el sistema inmunitario, que en este caso identifica a las glándulas exocrinas como un agente extraño al organismo y que, por tanto, hay que atacar. Aunque no se sabe si las causas del síndrome de Sjödren son genéticas, las últimas investigaciones han encontrado que una variante del gen STAT4, asociado con la artritis reumatoide, podría estar implicada en la enfermedad. Por otro lado, los expertos no descartan que ciertas infecciones víricas como la hepatitis C disparen el desarrollo de la afección en personas con predisposición genética a la misma. Además, las mujeres afectadas por el síndrome tienen una producción de la hormona prolactina superior a la media.
El año 2013 ha sido declarado en España como el año nacional de las enfermedades poco frecuentes, grupo en el que se encuentra incluido el síndrome de Sjödren. Los afectados esperan que esta iniciativa ayude a responder a sus necesidades y a promover la investigación y el desarrollo de tratamientos para mejorar la calidad de vida de quienes padecen la enfermedad.

 

Etiquetas: enfermedades autoinmunessalud

Continúa leyendo

COMENTARIOS