¿Cuáles son los videojuegos más caros de la historia?

La industria de los videojuegos factura anualmente casi 50.000 millones de euros en todo el mundo, lo que convierte este sector en uno de los más pujantes de la economía. De hecho, al igual que ocurre en el cine, en este mundillo se dan grandes superproducciones que, en ocasiones, superan en presupuesto a los títulos más caros realizados para la gran pantalla. Así, a finales de 2011, la compañía BioWare presentó Star Wars: The Old Republic (SWTOR), un juego multijugador masivo online ambientado en el universo de La guerra de las galaxias. Su desarrollo supuso una inversión de unos 145 millones de euros, poco menos que la película Titanic. Sin embargo, al final solo vendió 2,58 millones de copias y, a diferencia de aquella, constituyó un fracaso comercial. Una suerte parecida corrió Too Human, un futurista juego de rol y acción para la consola Xbox 360 que, tras una década de tiras y aflojas, fue presentado en 2008. Los cerca de 40 millones de euros que se dedicaron a su puesta a punto no consiguieron que se vendieran más de 750.000 unidades.   

 

Por el contrario, los responsables de Rockstar Games lograron convertir una serie que ya era ciertamente interesante y novedosa, Grand Theft Auto (GTA), en uno de los mayores productos de consumo de la historia. En 2008, GTA IV fue el primer juego que el mismo día de su lanzamiento apareció destacado en las portadas de numerosos periódicos de tirada nacional. Las violentas aventuras de Niko Bellic, su protagonista, alcanzaron una gran repercusión mediática, y en solo una semana el título facturó 360 millones de euros. Desde entonces, se han vendido unos 25 millones de copias del mismo.

 

Este año, Rockstar ha comercializado la siguiente entrega, GTA V, en la que no ha reparado en gastos. Su nuevo juego, que se desarrolla en un enorme mundo abierto, la ficticia ciudad de Los Santos, ha costado casi el triple que su antecesor (190 millones de euros frente a algo más de 65 millones), pero ha recaudado la friolera de 725 millones de euros en los primeros tres días puesto a la venta. En la actualidad, se trata del videojuego más caro que se haya producido.

 

Etiquetas: economíavideojuegos

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS