El G-9 de las mafias

mafias2La Cosa Nostra ya no está sola. Junto a la legendaria organización criminal siciliana, operan desde distintas regiones del planeta otros grupos igualmente peligrosos con parecidos mecanismos de secretismo y rituales de iniciación, y cada vez mayor presencia en sectores claves de la economía global. Son la Cosa Nostra estadounidense, la Camorra napolitana, la Ndrangheta calabresa, la Sacra Corona Unita de Puglia, la Yakuza japonesa, las Triadas chinas y las Mafias albanesas y turcas. El doctor en Derecho, criminólogo y comisario de policía en París Jean-François Gayraud los disecciona en El G 9 de las mafias del mundo (Tendencias, 21 euros). Considerado uno de los grandes especialistas mundiales en geopolítica, Gayraud se adentra en el corazón de esas asociaciones delictivas y explica cómo son y cómo funcionan. Una de sus estremecedoras conclusiones es que el fenómeno mafioso ya no debe considerarse bajo el ángulo de la marginalidad. Los mafiosos son delincuentes integrados en la sociedad y muchas veces invisibles en el ámbito penal. No sólo manejan actividades ilegales como el narcotráfico, sino que también controlan sectores cruciales de la vida pública, como la construcción, el turismo, la recogida de basuras y tratamiento de residuos e incluso la sanidad en ciertas zonas de Italia. También resultan decisivos a la hora de presentar candidatos y hasta de ganar o no unas elecciones democráticas.

Luis Otero

Continúa leyendo

COMENTARIOS

También te puede interesar