¿Cuál es el origen del dicho "el borrico delante para que no se espante"?

Esta expresión se usa para recriminar la mala educación que supone nombrarse uno en primer lugar, anteponiéndose en una enumeración. Hace años también se decía: "De asnos es echar el yo por delante". Al parecer, esta costumbre se fue imponiendo para reflejar la cortesía de ceder el paso al atravesar una puerta. Todavía en los siglos XVI y XVII se nombraba primero el yo, pero a partir del XVIII ponerse a uno mismo detrás comenzó a ser habitual en la literatura y en el día a día.

Continúa leyendo

COMENTARIOS

También te puede interesar