10 frases célebres de Roald Dahl

Roald Dahl (1916-1990) fue un novelista y autor de cuentos británico, famoso como escritor tanto para niños como para adultos, aunque su vertiente de literatura infantil es bastante más conocida. Muchos de sus libros se hicieron tan populares que acabaron convirtiéndose en películas de gran éxito comercial como “Charlie y la fábrica de chocolate”.

 

Entre sus libros más populares están el ya mencionado Charlie y la fábrica de chocolate, James y el melocotón gigante, Matilda, Las brujas, El dedo mágico o Relatos de lo inesperado, quizá uno de los más conocidos por el público adulto además del infantil.

 

Dahl perdió a su padre y a su hermana casi a la vez, y su libro “Boy”, es fiel reflejo del mundo en su niñez. Su historia más laureada, “Charlie y la fábrica de chocolate” (se dice que es su mejor novela juvenil), también está inspirada en sus experiencias infantiles.

 

Como curiosidad, su primer trabajo publicado fue “Pan comido”, que fue adquirido por el Saturday Evening Post por un total de 1.000 dólares.

 

Os dejamos con algunas de sus citas más famosas:

 

“Si piensas llegar a alguna parte en la vida, tienes que leer muchos libros”

 

“Una autobiografía es un libro que una persona escribe sobre su propia vida y está por lo general lleno de todo tipo de detalles aburridos”

 

“El que no cree en la magia nunca la encontrará”

 

“Los adultos son criaturas llenas de caprichos y secretos”

 

“Los secretos más grandes se ocultan siempre en los lugares más inverosímiles”

 

“El sexo es como meterse el dedo en la nariz: resulta estupendo cuando lo hace uno mismo, pero es asqueroso verlo hacer a los demás”

 

“No importa lo que usted sea o parezca, mientras alguien lo ame”



“¡Hay suficiente chocolate para llenar cada bañera del país entero y todas las piscinas también!” (Charlie y la fábrica de chocolate)

 

“Todo lo que hay en esta sala es comestible. Hasta yo lo soy. Pero eso sería canibalismo, queridos niños, y está mal visto en la mayoría de las sociedades” (Charlie y la fábrica de chocolate)

 

“Los vampiros siempre son hombres. Y lo mismo ocurre con los duendes. Y los dos son peligrosos. Pero ninguno de los dos es ni la mitad de peligroso que una bruja de verdad”.

 

Etiquetas: frases célebreslibrosliteratura

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar