Receta para cazar moscas

Receta para cazar moscas¿Por qué resulta tan difícil atrapar a una mosca? Científicos del prestigioso Instituto Caltech tienen la respuesta.

Usando una secuencia de imágenes digitales de la mosca de la fruta (Drosophila melanogaster) enfrentándose a un amenazador matamoscas, Michael Dickinson ha analizado sus movimientos en cada milésima de segundo. Y ha descubierto el secreto de sus esquivas maniobras. Antes de saltar, asegura Dickinson, el pequeño cerebro de la mosca calcula la posición de la inminente amenaza, prepara un plan de escape y coloca sus extremidades en la posición óptima para dar un salto en la dirección contraria. En total necesita sólo 100 milisegundos tras identificar el arma.

Es más, ni siquiera es posible sorprender a estos insectos por la espalda. Cuando el matamoscas se acerca desde retaguardia, la mosca, que tiene un campo de visión de 360 grados, desplaza sus patas intermedias ligeramente hacia atrás para saltar hacia delante. Y si intentamos cazarla de frente, sus extremidades se preparan para despegar en sentido contrario.

"El cerebro de las moscas transforma la información sensorial en una respuesta motora a una velocidad increíblemente rápida", concluye Dickinson en la revista Current Biology. Ahora su objetivo es averiguar en qué neuronas reside exactamente esa capacidad.

Entonces, ¿es humanamente imposible dar caza a una mosca? Ahora no. Dickinson dice que conociendo estos nuevos datos podemos averiguar hacia dónde va a saltar cuando la ataquemos la primera vez. Y ¡zas!, dar el golpe hacia la dirección de despegue.
SUBIR
Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, recopilar información estadística de tu navegación y mostrarte contenidos y publicidad relacionados con tus preferencias. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.