Comprueban por primera vez el color de un planeta lejano

Gracias al telescopio espacial Hubble los astrónomos han conseguido saber el color real de un planeta que orbita a otra estrella distinta al Sol. El HD 189733b es de un color azul oscuro, parecido cromáticamente al aspecto de la Tierra vista desde el exterior. ¿Se parecen en algo más?

Pues no. Ahí terminan los parecidos razonables. Situado a unos 63 años luz de nosotros este planeta es completamente distinto a la Tierra. A pesar de su color azul, el agua difícilmente estará presente como en la Tierra, pues la temperatura de su atmósfera supera los 1.000 grados centígrados de temperatura y sus vientos alcanzan los 7.000 kilómetros por hora.

Pero estos datos no son realmente nuevos. Como explica Fréderic Pont, de la Universidad de Exeter, en Reino Unido, “este planeta ya lo habíamos estudiado en el pasado, tanto nosotros como otros equipos. Sin embargo, es la primera vez que medimos qué color tiene, en realidad nos imaginamos cómo sería el planeta si pudiéramos estar delante de él”.

Para conseguir saber su color los astrónomos han medido la cantidad de luz reflejada en la superficie del planeta HD 189733b, es decir, han calculado su albedo. Pero, ¿cómo han conseguido aislar la luz que refleja el planeta de la que emite su estrella? Sencillamente tomaron distintas mediciones en distintos puntos de la órbita del planeta alrededor del astro con el telescopio espacial Hubble (Hubble's Space Telescope Imaging Spectrograph). En palabras de Tom Evans, de la Universidad de Oxford, en Reino Unido, “hemos visto el brillo durante todo el paso en la parte azul del espectro cuando el planeta pasaba por detrás de su estrella”.

El color azulado del planeta no se debe a las grandes masas de agua que cubren su corteza, como en el caso de la Tierra. En esta ocasión es la propia atmósfera la que le confiere ese color azul celeste pues los silicatos presentes en la misma dispersan el color azul. Sin embargo la medición no es ni fácil ni exacta. Como explica el propio Pont, “es difícil saber exactamente qué causa el color de la atmósfera de un planeta, incluso en los planetas del Sistema Solar. Pero estas nuevas observaciones añaden una pieza más al rompecabezas sobre la naturaleza y la atmósfera del HD 189733b. Estamos pintando poco a poco una imagen más completa de este planeta exótico”.

Etiquetas: astronomíacienciaplanetas

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar