Parón en el Gran Colisionador

Parón en el Gran ColisionadorUna fuga del helio líquido que se utiliza como refrigerante para mantener la temperatura adecuada en los imanes del Gran Colisionador de Hadrones (LHC) provocó el pasado viernes un calentamiento de unos cien grados centígrados en un tramo del túnel situado entre los instrumentos ALICE y CMS. En consecuencia, el CERN acaba de anunciar un parón de dos meses para reparar la gran máquina.

Los grandes imanes del LHC son superconductores que tienen que funcionar a 270 grados bajo cero para poder guiar los haces de partículas a través de su anillo de 27 kilómetros. El incidente supone un retraso importante para poder efectuar las primeras colisiones de partículas con las que se iban a recrear los instantes posteriores al Big Bang.


Recursos
Reportaje: La partícula divina
Arranca el Gran Colisionador de Hadrones
Especial Multimedia LHC
El LHC en directo desde el CERN (webcast)

Continúa leyendo

COMENTARIOS

También te puede interesar