Las imágenes de una supernova respaldan la Teoría de la Relatividad de Einstein

La supernova que podemos ver en la imagen explotó hace más de 9.000 millones de años y, gracias al telescopio espacial Hubble de la NASA/ESA, un equipo de astrónomos de la Universidad de California en Berkeley (EE.UU.) ha podido observar por primera vez en la historia, cuatro imágenes distintas de la explosión de esta estrella.

 

La gran explosión provocó una lupa cósmica creando múltiples imágenes de la supernova, un efecto ya predicho en la famosa Teoría General de la Relatividad de Albert Einstein hace, nada más y nada menos, que 100 años. De hecho, este efecto, en el que podemos ver las múltiples imágenes de la supernova organizadas alrededor de una galaxia elíptica, forman lo que se denomina “Cruz de Einstein”.

 

El hallazgo de esta distante galaxia ha permitido, además de probar la teoría de la relatividad, obtener información acerca de la cantidad de materia oscura en el universo y sobre la fuerza de la gravedad. Lo que han podido observar los científicos “es una reliquia de una época más simple, cuando el Universo todavía estaba desacelerando. Podemos utilizar eso para averiguar cómo la materia oscura y la energía oscura han influido en el Cosmos”, explica Brad Tucker, coautor del estudio que recoge la revista Science.

 

Se trata de la primera vez que se observa una explosión estelar resuelta de esta forma. Para los investigadores inmersos en el estudio de galaxias distantes ha sido “una auténtica sorpresa” ya que la formulación de la teoría de la relatividad cumple en 2015 su primer centenario.

 

Estas cuatro instantáneas captadas por el telescopio Hubble aparecieron con pocos días/semanas de diferencia debido a que parte de la luz se retrasa por viajar a través de la densa materia oscura y llegan en momentos diferentes. Dentro de diez años aparecerá una nueva imagen de la supernova, según estiman los astrónomos.

 

Etiquetas: estrellasfísica

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar