La hormona del amor tiene el mismo efecto en los perros que en los humanos

Está demostrado que la oxitocina, llamada “hormona del amor”, hace que los seres humanos nos volvamos más generosos, confiados y sociales. Ahora, un equipo de investigadores de la Universidad de Emory en Atlanta (EEUU) ha descubierto que esta hormona tiene también el mismo efecto en muchas especies de mamíferos, como los perros.

 

Para averiguarlo, contaron con la participación de 16 perros de más de 1 año de edad, con sus correspondientes dueños. Los científicos rociaron el hocico de algunos perros con oxitocina y a otros con una solución salina. Posteriormente los caninos fueron llevados a una habitación en la que se encontraban sus dueños. Previamente, los expertos habían pedido a sus dueños que ignoraran cualquier caricia o saludo de su perro.

 

Los investigadores descubrieron que los perros que habían sido rociados con oxitocina eran más propensos a oler, lamer o dar la pata a sus dueños que los que recibieron la solución salina. De la misma forma, también pasaban mucho más tiempo mirándolos a los ojos que los perros que no habían recibido el aerosol de oxitocina.

 

El estudio, que ha sido publicado en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences, revela que la oxitocina no sólo se produce entre los mamíferos durante la reproducción, sino que puede ayudar a formar y mantener relaciones sociales entre diferentes especies, como en este caso entre humanos y perros.

 

Etiquetas: oxitocinaperros

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar