La ciencia predice el número de goles que marcará un futbolista

¿De qué depende que un jugador de fútbol marque un gol? Además de sus propias habilidades, existen otros factores externos como la posición en la que juega o el equipo al que pertenece que determinan este hecho. Debido a eso, jugadores con mejores cualidades para meter gol, pueden acabar marcando menos tantos que otros con menor rendimiento, y viceversa. Con esta idea, un equipo de investigadores de las universidades de Granada y Jaén ha desarrollado un modelo basado en estadística bayesiana que permite predecir los goles que marcará un futbolista en función de sus cualidades individuales.

Analizando el rendimiento de los jugadores de fútbol de la liga española, desde 2000/2001 hasta 2008/2009, los científicos han llegado a la conclusión de que, a nivel global, el mejor goleador fue Rivaldo, seguido de Robert, Ezequiel Garay, Luis Cembranos y Roberto Carlos. Analizando según la posición del jugador, los mejores centrocampistas fueron Rivaldo, Robert, Luis Cembranos, Mark González y Mostovoi; entre los delanteros destacaron, Messi, Ronaldo Nazário, Makkay, Villa y Etoo; y los defensas más capaces fueron Ezequiel Garay, Roberto Carlos, Campano, Cristian Álvarez y Larrazábal.

“Llama la atención que los delanteros aparecen en posiciones globales que no son muy altas”, explica José María Pérez Sánchez, uno de los autores. “De hecho, aparte de Messi, que se encuentra en la sexta posición, el resto aparece por debajo de la 15ª posición”. Esto se debe a que el modelo es más exigente con los delanteros en relación al número esperado de goles, y premia a defensas y centrocampistas por marcar, ya que esta no es su principal misión en el juego.

Al eliminar los factores externos como el número de minutos jugados, la calidad del equipo y la posición en el campo de juego, el modelo permite valorar el rendimiento de un jugador, en cuanto a goles se refiere, y comparar el número de tantos marcados con el que se esperaría que marcar un futbolista que jugara el mismo tiempo, en su misma posición y en el mismo equipo.

Al tener en cuenta los datos de varias temporadas, el estudio, que se publica en la revista European Journal of Sport Science, ha permitido analizar la trayectoria individual de varios jugadores emblemáticos en la liga española como Leo Messi, que “en la temporada 2007/2008 experimentó una fuerte disminución en su productividad”, explica el investigador. Muy probablemente este descenso se deba al cambio de posición en el campo, de centrocampista a delantero, por lo que el modelo estadístico le exigiría un mayor rendimiento.

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar