El genoma del orangután es idéntico al del ser humano en un 97%

orangutan-gritos

 

Un equipo internacional de científicos, con participación española, ha secuenciado el ADN del orangután de Sumatra (Pongo abelii). La secuenciación posterior de otros cinco orangutanes de Sumatra y cinco de Borneo (Pongo pygmaeus) ha permitido arrojar luz sobre la evolución de los grandes simios y demuestra la gran diversidad genética de estas especies.

"El orangután medio es más diverso (desde el punto de vista genético) que el humano medio", concluye Devin Locke, autor principal del estudio que publica Nature y genetista evolutivo en el Centro del Genoma de la Universidad Washington en Saint-Louis (EE UU).

Para la secuenciación se han catalogado alrededor de 13 millones de variaciones de ADN de orangután. De este modo los científicos han demostrado los orangutanes de Sumatra y los de Borneo se separaron hace unos 400.000 años, cuando los cálculos anteriores habían situado la división hace un millón de años. En la actualidad, solo hay unos 50.000 orangutanes de Borneo y unos 7.000 de Sumatra que sigan viviendo en estado salvaje.

El genoma del orangután aporta nuevos detalles a la evolución y proporciona nuevos conocimientos a los científicos sobre los aspectos únicos del ADN humano, que separan al hombre de los grandes simios. La investigación demuestra que el genoma humano y el del orangután son idénticos en un 97%. El chimpancé y los humanos comparten el 99% de sus genes porque se separaron evolutivamente hace 6 millones de años, mientras que el orangután y los humanos se separaron mucho antes, hace 14 millones de años.

Una especie en peligro

En malayo, orangután significa "hombre del bosque". Los estudios de los orangutanes son importantes porque estos primates están sometidos a una intensa presión ecológica. El número de ejemplares sigue reduciéndose a medida que los humanos invaden su hábitat. "Los orangutanes pasan más del 95% de su tiempo en los árboles. Viajan por los árboles, viven en los árboles y buscan comida en los árboles. Pero, ni toda la diversidad genética del mundo puede salvarlos en estado salvaje si su hábitat se destruye", explica Locke. Entre los grandes simios, los orangutanes son los primos más lejanos de los humanos

Etiquetas: ADNgenética

Continúa leyendo

COMENTARIOS

También te puede interesar