Dos agujeros negros prehistóricos

agujero-negroAstrónomos han encontrado lo que parecen ser dos de los primeros y más primitivos agujeros negros supermasivos conocidos. El descubrimiento, basado en gran medida en las observaciones del telescopio espacial Spitzer de la NASA, proporcionará una mejor comprensión de los orígenes del universo, y de cómo se formaron agujeros negros, galaxias y estrellas más primitivos.

"Hemos encontrado lo que probablemente sea la primera generación de quásares, nacidos en un medio libre de polvo y en las primeras etapas de la evolución del cosmos", explicó Jiang Linhua, de la Universidad de Arizona (EE.UU).

Los agujeros negros son enormes distorsiones del espacio y el tiempo. Los más masivos y activos acechan en los núcleos de las galaxias, y suelen estar rodeados de estructuras de gas y polvo en forma de "rosco", que alimentan y sostienen un agujero negro cada vez mayor. Aunque hoy en día el universo se podría describir como "sucio y desaliñado", los científicos creen que en el universo primitivo no había polvo. Pero nadie había visto quásares "inmaculados" hasta ahora. Spitzer ha identificado a dos situados aproximadamente a 13 millones de años luz de distancia de la Tierra, que han sido bautizados J00050006 y J0303-0019. Cada quasar es conducido por un agujero negro supermasivo que pesa más de 100 millones de soles.

"Creemos que estos principios de agujeros negros se formaron menos de mil millones de años después del Big Bang" explican los científicos. "El universo primordial no contenía ninguna molécula que pudiera coagular para formar polvo; los elementos necesarios para este proceso se produjeron después y fueron bombeados más tarde por las estrellas".

Etiquetas: Universotelescopio

Continúa leyendo

COMENTARIOS

También te puede interesar