Detectan el gemelo solar más antiguo conocido

Un equipo internacional liderado por astrónomos brasileños ha utilizado el Very Large Telescope de ESO para identificar y estudiar el gemelo solar más antiguo conocido hasta ahora. Situada a 250 años luz de la Tierra, la estrella HIP 102152 se parece más al Sol que cualquier otro "hermano" solar, con la excepción de tener casi cuatro mil millones de años más. Este primitivo pero prácticamente idéntico gemelo nos entrega una oportunidad sin precedentes para apreciar el aspecto que tendrá el Sol cuando envejezca. Asimismo, las nuevas observaciones proporcionan, por primera vez, un importante y claro nexo entre la edad de una estrella y su contenido de litio, y además sugieren que HIP 102152 podría albergar a planetas terrestres rocosos.

Los astrónomos llevan observando el Sol a través de telescopios durante solo 400 años, una minúscula fracción de la edad del astro, que tiene más de cuatro mil millones de años. Así, resulta extremadamente difícil estudiar la historia y futura evolución de nuestro astro, pero es posible si buscamos inusuales estrellas con las mismas características pero en diferentes etapas de sus vidas. El nuevo gemelo idéntico pero anciano del Sol podría ayudar a solventar esta dificultad.

Jorge Meléndez (Universidad de São Paulo, Brasil), y su equipo estudiaron dos gemelos solares, uno que, según se creía, era más joven que el Sol (18 Scorpii) y otro que se esperaba fuese mayor (HIP 102152). El espectrógrafo UVES, instalado en el Very Large Telescope (VLT) de ESO en el Observatorio Paranal, se utilizó para descomponer la luz proveniente de estas estrellas y poder así estudiar en gran detalle su composición química y otras propiedades.

Así descubrieron que HIP 102152, en la constelación de Capricornio, es el gemelo solar más antiguo conocido hasta el momento. Se estima que posee unos 8.200 millones de años, en comparación con los 4.600 millones de años de nuestro propio Sol. Por otro lado, se confirmó que la estrella 18 Scorpii efectivamente era más joven que nuestro astro (con unos 2.900 millones de años de edad).

El estudio del antiguo gemelo solar HIP 102152 permitirá a los científicos predecir lo que podría ocurrir con nuestro Sol cuando alcance esa edad. De momento, ya ha desvelado una inógnita sobre su composición: ¿por qué su contenido de litio es tan sorprendetemente bajo?. El litio, tercer elemento de la tabla periódica, se creó en el Big Bang junto con el hidrógeno y el helio. Durante años, los astrónomos se han preguntado por qué algunas estrellas parecen tener menos litio que otras. Con las nuevas observaciones de HIP 102152, se ha dado un gran paso hacia la solución de este misterio, al determinar una fuerte correlación entre la edad de una estrella como el Sol y su contenido de este elemento. ??Actualmente nuestro Sol contiene sólo el 1% del litio original que poseía el material a partir del cual se formó. Sin embargo, HIP 102152 posee muy bajos niveles de litio, lo que demuestra claramente que los gemelos solares más antiguos efectivamente tienen menos litio que nuestro propio Sol o gemelos solares más jóvenes. "Ahora podemos estar seguros de que las estrellas destruyen de alguna forma el litio que las compone a medida que envejecen", concluyen los científicos.

Etiquetas: astronomía

Continúa leyendo

COMENTARIOS

También te puede interesar